No cualquiera es periodista

Chimbote en Línea (Por: Mirely Yarlequé Arteaga*) Sé que el rol de un verdadero comunicador social no es fácil, y menos el de un periodista. No es cuestión de sentarse en una sala de redacción y empezar a escribir lo que se nos viene a la mente o ponerse frente a una cámara y expresar opiniones sin estar informado.

Un profesional de la comunicación es aquel que ha sido formado para desenvolverse y hacer buen uso de su profesión, sobre todo en el periodismo. Vivimos en una realidad donde aún existen periodistas empíricos que se creen grandes redactores u opinólogos solo porque trabajan para diferentes medios de comunicación, pero de lo único que se han encargado es de dar una mala impresión del periodismo chimbotano llegando a estar involucrados en temas de corrupción como es el caso de varios personajes que ahora se encuentran rindiéndole cuentas a la justicia.

El ejercicio profesional de un comunicador siempre estará ligado a su ética periodística. Si la contraviene, no solo está manchando su imagen; sino también del medio en el que trabaja. Lo mismo pasa con el tema de la redacción, si un comunicador no toma el buen manejo de la escritura al momento de redactar no podrá desenvolverse de manera eficaz.

Ahora los comunicadores tambien se han visto en la necesidad de ser multifacéticos y de adaptarse al uso de las nuevas tecnologías de manera responsable; es decir, no publicar información que puede ser errónea o que tenga errores ortográficos, ni comentarios que pueden dañar su imagen como profesional.

Por eso, como futuros comunicadores, debemos estar informados de los temas de coyuntura de nuestro país y dar conocer que estamos en la capacidad de poder informar y ejercer con responsabilidad ética nuestra carrera; y sobre todo, velar por la calidad de nuestra redacción en el área que nos especialicemos.

*Estudiante de Comunicación Social VII ciclo – Universidad Nacional del Santa
 

loading...

Comentarios

Comentar