Comentar

La Tecnología detrás de las Zapatillas de Running

Chimbote en Linea.- Rara vez uno se detiene a pensar en la tecnología detrás de nuestras zapatillas. Aunque a simple vista puedan parecer solo un conjunto, más o menos estilizado, de tela, plástico y cuero, en la zapatilla promedio hay más tecnología de la que uno podría imaginar.

Aunque en un principio las zapatillas deportivas efectivamente consistían en versiones más flexibles de zapatillas regulares, con el pasar de los años se fueron incorporando nuevas tecnologías hasta volverse verdaderas muestras de lo último de la ingeniería de materiales.

Hoy en día, en cualquier modelo de calidad podemos encontrar toda una serie de materiales y tecnologías que tienen detrás cientos de horas de investigación e inversión. Esto no es de extrañarse si tenemos en cuenta que la industria del calzado de alto rendimiento es de las más grandes del mundo.

En esta oportunidad, vamos a explorar un poco más la tecnología dentro de este tipo de indumentaria. Estamos seguros que hacia el final del artículo considerarán a un par cualquiera de zapatillas para entrenar como lo que son: una pieza sofisticada de alta tecnología.

Las primeras zapatillas de running

La historia de las zapatillas deportivas modernas puede remontarse hasta principios del siglo veinte. Toda la tecnología con la que contaban los primeros diseños de este tipo de calzado consistían principalmente en una suela de cuero con un cuerpo de tela, y esto si hablamos de los modelos reservados para las clases más acomodadas.

Como se podrán imaginar, estos ofrecían un soporte y amortiguación muy reducido, siendo más parecidos a los modelos de uso diario que utilizamos hoy en día. A pesar de esto, estos modelos de zapatillas deportivas hombre tan simples aún eran utilizados por atletas de varias disciplinas.

La introducción de diseños y tecnologías más específicas para el running y otros tipos de deportes tendrán que esperar hasta el surgimiento de las grandes marcas de calzado. Esto vino de la mano con una mayor inversión en el desarrollo y perfeccionamiento de estos zapatos, lo que rápidamente se tradujo en nuevos y mejores modelos.

Desde entonces, hacía alrededor de un poco más de la mitad del siglo veinte, las zapatillas deportivas hombre sufrirán una altísima y muy brusca mejora, tanto en su diseño como en su tecnología. Hoy en día, las principales empresas de indumentaria deportiva del mundo compiten año a año por lograr perfeccionar aún más los últimos modelos.

La Amortiguación

Una de las características más distintivas de las zapatillas deportivas es la amortiguación. El énfasis en este aspecto es lo que distingue al calzado de running de otros tipos de calzados deportivos. Esto tiene sentido cuando tenemos en cuenta que este es uno de los factores más importantes a la hora de medir el desempeño de estas zapatillas.

Cualquier tipo de calzado de running, ya sean zapatillas deportivas mujer u hombre, debe buscar amortiguar todo lo posible el impacto del suelo en nuestro cuerpo. Aquí es donde entra la amortiguación. Este consiste en una barrera de protección adicional a la suela que separa nuestro cuerpo del suelo.

Por otra parte, esta tecnología es particularmente útil para aquellos runners que realicen esta actividad de forma intensiva. Al correr, el suelo ejerce tanta fuerza sobre nuestro pie como este sobre él. Esto hace que los runner expongan su cuerpo a impactos sostenidos en cada paso, por lo que un amortiguamiento apropiado puede contribuir a evitar lesiones.

Más allá de esto, la amortiguación también vuelve las sesiones de running más cómodas, ya que permiten distribuir de forma uniforme la presión a lo largo del pie. Cuando esta presión no está correctamente distribuida, se crean zonas de alta tensión y zonas de baja, lo que además de incómodo, genera un gasto innecesario de energía.

La incorporación de materiales transpirables

Cualquier persona que haya hecho running (o cualquier deporte de movimiento en general) sabe lo importante que es que los pies respiren. Un material transpirable es aquel que permite la salida de humedad y la entrada de aire al pie, lo que evita la acumulación de sudor y olor.

Adicionalmente, el sudor cumple el rol fundamental en la regulación de la temperatura corporal. Como podrán imaginar, los pies no son una excepción a esto: el sudor acumulado no se evapora, por lo que no contribuye a eliminar el calor corporal. Esto, además de incómodo, aumenta la temperatura corporal y el sudor en el resto del cuerpo.

Las zapatillas deportivas mujer actuales cuentan con materiales diseñados para conducir el aire de forma efectiva. Este flujo eficiente de aire ventila el pie y ayuda a liberar el calor.
Además, cualquier modelo de alta calidad cuenta con materiales diseñados para ser selectivamente permeables, lo que significa que facilitan la salida del sudor.

El uso de materiales ligeros

Por otra parte, la incorporación de distintas tecnologías que mencionamos al diseño de las zapatillas running hombre también tuvieron el efecto de volverlas más pesadas. Esto dio inicio a una búsqueda por materiales más ligeros que continúa todavía hoy.

Una parte difícil de esta tarea es hallar materias primas que, aun siendo livianas conservan la suficiente resistencia y flexibilidad para mantenerse dentro de los altos estándares del consumidor moderno. Esto ha llevado a las distintas empresas de calzado a recurrir a lo último en tecnología de materiales, incluso en algunos casos llegando a realizar avances en este campo.

Estos materiales están presentes en todas las partes del calzado, desde su cuerpo hasta su suela, siendo esta última la responsable de una buena parte del peso final de la zapatilla. Dentro de las últimas tecnologías en suelas podemos mencionar el uso de espumas sólidas.

Estas ofrecen un material de alto rendimiento y flexibilidad con un peso mucho menor que otros materiales similares. Estas han sido utilizadas en grandes marcas como Nike (Nike ZoomX) o lo último de la línea de zapatillas running mujer de Adidas, las Adidas Boost.

Como se podrán imaginar, no podríamos enumerar en detalle todos los materiales que contribuyen a hacer una zapatilla deportiva moderna. Es por eso que nos hemos limitado a hablar de los más esenciales. De una u otra forma, creemos que ya con estos queda bastante claro todo el trabajo, investigación y desarrollo que hay detrás de ellas.